Halajá para miércoles 22 Cheshvan 5780 20 noviembre 2019              

ÉSTA HALAJÁ SE EDITA PARA LA ELEVACIÓN DEL ALMA DE

HAJAM YOM TOV YEDID HALEVY BEN ZAKIE Z"L

NEW YORK

Fecha de la Halajá: 22 Cheshvan 5780 20 noviembre 2019

Categoría: Kashrut


VINO CASHER

Pregunta: El vino Kasher –apto para el consumo- que se sirve en los restaurantes por medio del mozo gentil ¿está prohibido su consumo?

Respuesta: El vino que se utiliza para las abluciones en los servicios paganos –abodá zará-está prohibido usufructuarlo. Era una práctica común entre los antiguos paganos que realizaban abluciones a sus ídolos como un servicio ritual. Esta práctica era habitual en las culturas antiguas, y tanto el consumo como el usufructo de dicho vino fue prohibido por la Torá (o sea no sólo está prohibido beberlo sino también obtener beneficios con su venta, etc), pues todo lo que se considera abodá zará –servicio pagano- está prohibido usufructuarlo.

Nuestros sabios incluyeron en esta prohibición los vinos de consumo de los gentiles. O sea incluso aquellos vinos que no fueron utilizados en los rituales paganos, de todas formas el decreto rabínico prohíbe incluso su usufructo. Esta prohibición rabínica está dirigida a evitar la asimilación del judío y el casamiento con mujeres gentiles, pues el consumo de vino crea acercamiento emocional entre las partes, los judíos y los gentiles, lo cual resultaría en el casamiento mixto. Por ello, incluso en la actualidad el vino de consumo de los gentiles tiene prohibido su consumo y su usufructo.

Es válido preguntarse por qué fueron tan estrictos nuestros sabios con el vino de los gentiles y prohibieron su usufructo, lo cual no hicieron con las demás prohibiciones relacionadas al gentil? La respuesta a esta pregunta es que, considerando que el vino utilizado para los rituales paganos fue prohibido su usufructo por la Torá, nuestros sabios prohibieron los vinos regulares de los gentiles aún cuando no sabemos fehacientemente que se utilizaron para el ritual pagano, de todas formas teniendo en cuenta que exista tal posibilidad extendieron la prohibición la cual básicamente fue instituida para evitar la asimilación.

De allí el planteamiento si los vinos de los gentiles en la actualidad se prohíbe su usufructo o simplemente está prohibido su consumo.

Nuestro maestro rabi Ovadia Yosef, z”l, se explayó al respecto y concluye que el vino de los gentiles en la actualidad está prohibido incluso usufructuarlo ya que el cristianismo es considerado a los efectos halájicos abodá zará, por lo que sus vinos está prohibido usufructuarlos.

Sin embargo, el vino de los musulmanes existe la posibilidad de considerar que sólo su consumo está prohibido mas no su usufructo, pues el Islam no se considera un culto pagano según la halajá, pues aún cuando creen en Mahoma como profeta y reniegan de diversos pasajes del Tana”j, creen en la unicidad absoluta del Eterno. Por lo tanto, su vino no nos está prohibido sino consumirlo, pero usufructuarlo, por ejemplo venderlo a los gentiles está permitido. Este dictamen, como refiere Rabí Ovadia Yosef, z”l, fue refrendado por diversas autoridades rabínicas de los últimos tiempos que prohibieron el vino de los árabes exclusivamente para el consumo pero no su usufructo.

Sin embargo, con respecto a lo que escribimos en relación a que el Islam no es considerado un culto pagano, Rabennu Nisim (s. XIV España) escribe en sus comentarios sobre el Talmud (Sanedrín 61b) que aún cuando no consideran a Mahoma como un dios, de todas formas siendo que se posternan ante él como lo hacen en los cultos idólatras lo rige la misma legislación y por lo tanto se considera al islam un culto pagano. Según esta opinión los musulmanes son considerados idólatras y, como acabamos de explicar los regiría la misma legislación que a los cristianos.

Sin embargo, esta opinión de Rabbenu Nissim z”l no es compartida, pues según la opinión del Ramba”n (s. XIII), los musulmanes no son considerados idólatras, ya que aún cuando originalmente practicaban cultos paganos, con el correr del tiempo tales prácticas cayeron en el olvido y tanto en sus declaraciones como en sus actos expresan una inquebrantable fe en la unicidad divina. Y aún cuando sus servicios conserven ciertas prácticas de generaciones anteriores, su fe en D-os y en Su unicidad es absoluta. Y teniendo en cuenta que existen otros aspectos que ayudan adoptar un postura más transigente, a los efectos halájicos los musulmanes no son considerados idólatras y sólo se prohíbe el consumo de sus vinos mas no su usufructo.

Pero no sólo el vino de los gentiles está prohibido para nosotros sino incluso el vino Kasher que es tocado por un gentil se prohíbe, pues el decreto rabínico alcanza también esta situación. Por lo tanto, el vino que es tocado por un gentil está prohibido usufructuarlo, pero el vino que es tocado por un musulmán no está prohibido sino su consumo, pero su usufructo es permitido, como aclaramos más arriba.

En síntesis, el vino de los gentiles considerados según la halajá como idólatras tiene prohibido no sólo su consumo sino también su usufructo, por lo tanto está prohibido venderlo a otro gentil, regalarlo, etc. y debe ser vertido en el desague o en el retrete. Sin embargo, el vino de los musulmanes, siendo que no son considerados idólatras no está prohibido su usufructo sino su consumo, e incluso si tocan un vino Kasher o lo sirven en un vaso, prohíben su consumo.

< <Halajá anterior

Pregunta al Rav