Halajá para lunes 23 Tevet 5780 20 enero 2020              

ÉSTA HALAJÁ SE EDITA PARA LA ELEVACIÓN DEL ALMA DE

HAJAM YOM TOV YEDID HALEVY BEN ZAKIE Z"L

NEW YORK

Fecha de la Halajá: 23 Tevet 5780 20 enero 2020

Categoría: General


VIUDAS Y HUÉRFANAS

Está escrito en la Torá, Toda viuda y huérfano no afligirás, pues si someter los someterás, clamar clamará ante Mi y oiré su clamor. Y se encenderá Mi furia y los mataré con la espada y serán vuestras esposas viudas y vuestros hijos huérfanos (Shemot 22). Vemos explícito en la Torá el gran pecado que supone afligir o someter a los huérfanos y viudas pues son personas dolientes y débiles, de allí también la gravedad del castigo que la Torá anuncia para quienes transgreden esta prohibición.

Explica Rabenu Bahye z”l (eximio comentarista de la Torá del s. XIV), que es intención de la Torá prohibir incluso la aflicción de la viuda del rey o de los huérfanos del mismo, pues su lágrima se vierte más fácilmente y su aflicción es más común.

O sea que las demás personas tienen a quien recurrir, en tanto que la viuda y los huérfanos se hallan desamparados y por lo tanto se dirigen a D-os en su clamor y por ello El los escucha.

El Midrash, relata que cuando Moshe subió a los cielos a recibir la Torá, le mostraron todo cuanto allí ocurre. Pudo observar los ángeles recitando hermosas alabanzas a D-os y otras fantásticas visiones.

Posteriormente le mostraron individuos perversos que colgaban con la cabeza hacia abajo y todo su cuerpo sufría de penosas afecciones, y clamaban por la muerte como está escrito Quienes esperan la muerte que no llega (Job). Y ante la pregunta de Moshe por estos individuos que sufría tales castigos, le respondieron los ángeles que se trataba de personas que hicieron sufrir a los huérfanos y las viudas.

Y lo que en ocasiones parece que el clamor de los huérfanos y las viudas no es respondido, es debido a lo que afirma el Talmud (Shabbat 37) que por el pecado de las expresiones procaces, los sufrimientos y los malos designios se ciernen sobre el mundo, lo jóvenes de Israel fallecen y los huérfanos y las viudas claman y no son respondidos, como está escrito, Por lo tanto, sobre sus jóvenes no se alegrará el Señor, por sus huérfanos y sus viudas no tendrá piedad, pues es todo maldad y adulación, y toda boca que habla bajezas. Aún así, D-os se halla más cercano del clamor de los huérfanos y las viudas por lo que es preciso cuidarse de afligirlos.

Nuestro maestro, Rabí Ovadia Yosef, z”l era muy cuidadoso en la honra que le expresaba a los huérfanos y las viudas, en muchas ocasiones reunió dinero para viudas necesitadas. Y en una ocasión oyó sobre una viuda, cuyo esposo era un respetado rabino y nos envió a saludarla de su parte y preguntar por sus necesidades. Y cuando oyó que su querido nieto estaría en la ciudad de Netanya, le pidió por propia iniciativa que le entregara uno de sus libros con una especial dedicatoria suya, a la viuda de un gran rabino fallecido ese año, y se alegró profundamente cuando se enteró de la alegría de la viuda al recibir el libro, y citó el versículo Y el corazón de la viuda alegrará.

< <Halajá anterior

Pregunta al Rav