Halajá para domingo 14 Elul 5781 22 agosto 2021              

ÉSTA HALAJÁ SE EDITA PARA LA ELEVACIÓN DEL ALMA DE

HAJAM YOM TOV YEDID HALEVY BEN ZAKIE Z"L

NEW YORK

Fecha de la Halajá: 14 Elul 5781 22 agosto 2021

Categoría: TEFILÁ


SENTARSE AL LADO DE QUIEN ESTÁ REZANDO (Continuación)

En una de las entregas anteriores hablamos sobre la prohibición de sentarse a un lado de quien se halla rezando la Amidá. Escribimos que ello está absolutamente prohibido tanto si se sienta frente a quien está rezando como si lo hace a un lado. E incluso detrás es apropiado no sentarse, sin embargo aquellos que se sientan detrás de quien está rezando tienen basamentos halájicos en los que apoyarse, como lo aclaramos oportunamente.

En relación a esta halajá, de sentarse a un lado de quien reza, existe un detalle adicional y es el de la persona que se acerca a rezar al lado de alguien que está sentado, o sea que el que reza se acerca al lado del que está sentado, por lo que este no tiene la obligación de pararse y cambiar de lugar.

Los fundamentos de esta halajá se hallan en el texto del Talmud (Berajot 31b) que establece la prohibición de sentarse al lado de quien está rezando, y no determina que está prohibido permanecer sentado a su lado. De lo que se infiere que esta prohibición rige exclusivamente si la persona se sienta en los cuatro “amot” –codos- cercanos a quien está rezando y no si el que reza se acercó a rezar al lado de quien ya se hallaba sentado. Existen asimismo otros argumentos que sostienen esta halaja la cual dictamina el Ro”sh y Maran en el Shuljan Aruj cap. 102.

Por cierto, R. Ya´acob Abohab z”l escribe que aún cuando a los efectos halájicos dictaminamos según se expidiera el Ro”sh y por lo tanto no hay obligación de pararse si ya se hallaba sentado en su lugar, de todas formas es apropiado adoptar una actitud piadosa -Middat Jasidut- y pararse pues se proyecta una imagen despectiva de aquel que permanece sentado al lado de quien está rezando, ya que aparenta que él no reza como lo hace el otro. Sin embargo, también el que se acercó a rezar al lado de quien ya estaba sentado actúa incorrectamente pues le provoca al otro verse en dicha situación. Por todo ello es apropiado pararse aún cuando el otro se acercó a rezar al lado de quien ya estaba sentado.

Rabí David Yosef, Shlit”a, agrega, que de todas formas si se está sentado detrás de aquel que se acercó a rezar a su lado, no necesita incluso pararse para dar cumplimiento a esta actitud piadosa pues de todas formas existen opiniones que admiten sentarse detrás de quien está rezando. Por lo tanto, aún si tenemos en cuenta la opinión de quienes sostienen que no hay que sentarse incluso detrás de quien está rezando, de todas formas si el otro invadió su lugar no debe pararse.

En síntesis, aun cuando según la halajá está prohibido sentarse al lado de quien está rezando la Amidá, de todas formas si ya estaba sentado y el otro invade su lugar parándose a rezar a su lado, no está obligado apararse. Quien actúa piadosamente y se para incluso en esta situación, recibe sobre sí la bendición celestial. Si ya estaba sentado y el otro comienza a rezar la Amidá delante de él, permaneciendo así quien estaba sentado detrás del que ahora está rezando, puede permanecer sentado en su lugar y existe incluso la actitud piadosa de pararse.

< <Halajá anterior Próxima Halacha> >

Pregunta al Rav